ROLLING RUANAS , ensamble musical de versiones de rock y mùsica campesina Colombiana.

2018-02-20 Dejar un comentario

 

Los Rolling Ruanas

Los Rolling Ruanas.

 

Este cuarteto de músicos formados en la academia le dio un nuevo aire a la carranga. Se trata de una de las grandes revelaciones de los últimos tiempos en el escenario local de Colombia.

 

Fue un verdadero accidente, uno de esos episodios involuntarios que cambian el rumbo de la vida. En un ensayo, Jorge Mario Vinasco, un músico que había estudiado guitarra clásica en la Sergio Arboleda, dejó salir un acorde con el tiple que dejó boquiabiertos a sus compañeros. Ese día estaban preparando un repertorio de canciones de Jorge Velosa. Y sucedió que a Juan Diego Moreno –la voz y la guacharaca de aquel grupo que para ese momento carecía de nombre-, le pareció que el acorde que había acabado de tocar Jorge Mario era parecido al de A hard day’s night de los Beatles.

 

Era una vena rockera colándose en la mitad de una canción popular de Boyacá. A los cuatro les dio mucha risa. Y fue cuando Fernando Cely, guitarrista formado en un conservatorio en Argentina, propuso que montaran la canción completa. Pero en carranga. A ver qué onda. Y la tocaron desprevenidamente.

 

Así, los Rolling Ruanas nacieron de la nada, brotaron de un accidente. Y ahí estuvieron Juan Diego, Fernando, Jorge Mario y Luis Guillermo González –guitarrista graduado en bajo eléctrico de la Universidad Distrital- dispuestos a seguirle la cuerda a esa locura que se presentó a la puerta como un huésped que no se anuncia, pero que llega a quedarse y a vivir para siempre.

 

¿Y, por qué estaban ensayando carranga (mùsica campesina  de la regiòn andina de Colombia)? Por accidente. El requintista Fernando y su colega Juan Diego tenían el dueto Juan y Fer, en el que interpretaban música de tradición popular latinoamericana y folclórica: tango, bolero ranchero, bolero antillano. Por su parte, Jorge Marío, el tiplista, apareció después. Era compañero de Juan Diego de la universidad y ya había tocado con el dueto un par de veces en escenarios universitarios.

 

Fernando trabajaba en una agencia de Amanagement y booking musical cuando le preguntaron si no conocía a un grupo de carranga. “Jorge estaba muy acostumbrado a tocar música andina; Memo, el bajista, al jazz y al vallenato… le gustaba la época inicial del Binomio de Oro, y yo fui siempre muy rockero, siempre hubo Beatles en la casa”, dice Juan Diego. Aún así, la carranga los juntó al ofrecer la posibilidad de conseguir un trabajo y, entonces, vieron que las músicas que llevaban adentro no eran ajenas a Boyacá. Se trataba de lo mismo, de las raíces.

 

El arreglo definitivo de A hard day’s night de los Beatles estuvo un tiempo en YouTube y no pasó nada extraordinario. Luego apareció la canción que les cambió la vida. Los cuatro se reunieron en la sala de una casa y tocaron I was made for loving you, de Kiss, sin abandonar la esencia carranguera. Ese era el chiste, precisamente. Y lo montaron en redes.

 

Así nació Los Rolling Ruanas, y sus covers de Toxicity de System of a Down; Crazy Little Thing Called Love, de Queen; Are you Gonna Go My Way, de Lenny Kravitz y monumentos del rock como Paint it black, de los Rolling Stones, comenzaron a volverse virales en internet.

 

 

@heidyleanr