Review Evil Confrontation Festival Open Air III: Dia 2

2018-06-25 Dejar un comentario
41398121025 33edc3120b K

41398121025 33edc3120b K

 

Lo prometido es deuda, relataremos toda la experiencia vivida en el grandioso Evil Confrontation Festival en su versión “Open Air” este 2018. Antes, queremos agradecer a la producción del festival por habernos otorgado nuestra primera acreditación como medio oficial para cubrir magno evento. Para nosotros como medio independiente y autogestionado, más que un regalo, es un reconocimiento a nuestra labor silenciosa de años por cubrir e informar sobre este estilo que tanto amamos. No ganamos ni uno haciendo esto pero si nos queda la satisfacción de estar haciendo un buen trabajo y que no les quepa duda que lo seguiremos haciendo.

 

Ahora, sin más preámbulos, vamos a lo que nos convoca:

 

La jornada partió el viernes 18, día en el que habían actividades especiales para quienes compraron el paquete completo. Nosotros fuimos acreditados para todos los días pero lamentablemente, por temas de trabajo no pudimos estar esa jornada. De igual forma, hablando con asistentes a esa jornada, nos contaron que estuvo muy bueno y que el frío (el que acompaño al festival durante los 3 dias) fue lo malo de la jornada.

 

Decidí el sábado ir en tren hacia la hacienda Picarquin, ubicada en San Francisco de mostazal y fue un viaje bastante agradable. Nunca había viajado en este medio de transporte así que las novedades me acompañaron desde un comienzo. El tren es bastante limpio y ordenado, asientos cómodos y buen atención, lo malo es que es más lento que el metro y más lento que un bus así que demoramos más de lo previsto en llegar al recinto. De igual manera fue un viaje tranquilo y agradable de realizar, no lo recomiendo si para travesías más largas ya que los asientos no son cómodos para esto, 1 hora de viaje me basto para darme cuenta de esto.

 

A la entrada del recinto estaba un mesón en donde confirmamos nuestra acreditación y nos pusieron nuestra pulsera de “prensa” (mi cara de felicidad ya no daba más). Eso sí, nos pudimos percatar en pequeños problemas debido a la pésima señal que había en el lugar, la que también nos afectó en nuestras intenciones de transmitir algunos live e ir cubriendo el evento al momento. Este problema afectó al ingreso de la gente que tenía que validar su entrada a través de los códigos QR por la mala señal, lo que se tradujo en la demora de varios y la pérdida de algunas bandas que inauguraron la jornada festivalera. Yo por esa demora me perdí Condenados el sábado, quienes tuvieron la mala suerte (para nosotros) de abrir y no los pudimos cubrir. Esperamos que vuelvan a repetir alguna fecha en santiago para ver que tal su show y su propuesta.

 

Recinto ECF 2018

Una vez acreditados y autorizados para ingresar, a todos nos recibió un tremendo cartel de bienvenida y un largo camino hasta el sector del escenario y sector camping. Esto fue toda una experiencia ya que al ser el primer evento que asistía de este tipo, con camping y todo, es bastante colorido el llegar y ver el escenario a un lado y al otro lleno de carpas, fogatas, locales de comida, stand de poleras, discos y vinilos. Locales de parrilladas, vinos y cervezas artesanales y todo con modalidades de pago tanto en efectivo como con sistema de tarjetas bancarias. Osea, lo prometido durante todos los meses se había cumplido: total comodidad para los asistentes y variedad para el consumo de los fans y las bandas, ¡EXCELENTE!.

 

Atras del sector camping y escenario, estaba todo el terreno de la hacienda y más atrás las cabañas para periodistas, bandas y gente que reservó esta opción. Nada que decir, las cabañas bastante amplias, camas cómodas (acorde al valor, no se imágen suites 7 estrellas porque no es asi), baños limpios y contaban con electricidad y luz, lo necesario para sobrevivir en esta era tecnológica, lo único malo, era la distancia hacia el escenario, pero lo decimos solo por dar algún punto en contra.

 

Como el cartel fue muy amplio y extenso, revisaremos “grosso modo” las actuaciones de las bandas de esta jornada. Vamos de lleno con los shows:

 

Axe Steeler

 

Axe Steeler

Al llegar nos encontramos con la banda Axe Steeler que ya estaba tocando así que no pudimos ver su show completo (esto por la demora en el proceso de acreditación y validación y bueno, el viaje en tren que demoró más de lo previsto). De igual forma, antes de ir, hicimos nuestras labores y nos dedicamos a escuchar sobre los oriundos de colombia. Cultores del heavy metal más clásico, tanto en su esencia como en su puesta de escena, nos encontramos con una banda que en vivo suenan incluso más poderosos que en estudio, con un excelente sonido (tónica que se repitió con el resto del cartel, un 10 en ese sentido) y el poco público que estaba viendo el show a esa hora (un poco después de las 12pm) los disfruto a concho. Al público chileno le encanta este tipo de estilo así que el disfrute y apoyo hacia la banda se vio desde un comienzo.

 

Mi felicitación a la banda que pese al poco marco de publico que habia en ese momento, tocaron como si cerraran la jornada y la entrega se noto. Destacar también la comunicación fluida y entretenida con la gente, como son colombianos y tienen su acento característico, sacaron muchas carcajadas con algunos términos que acá no ocupamos, por ejemplo: “papi”. Felicitaciones para los chicos de Axe Steeler, del aguante que tuvieron toda la jornada, aguantando el frio y el desgaste que conlleva todo el vieja que se mandaron desde colombia para estar en este Evil Confrontation Festival.

 

Hellish

 

Hellish

Rápidamente se armó y configuró el escenario para los nacionales Hellish, quienes dejaron “la patada” desde el minuto 1 al que comenzaron a tocar. Con un sonido crudo y arrollador, inspirados en bandas como Venom (su vocalista y bajista tenía una puesta en escena muy similar a la de Cronos en sus mejores tiempos), speed/thrash metal directo a la vena. Nunca los había visto en vivo y antes de asistir escuche algunos de sus demos y discos. Quedé sorprendido gratamente con la energía y el despliegue escénico que tienen, se nota que llevan varios años ya de oficio. Buen manejo del escenario y seguridad tanto en su propuesta, su setlist y los temas que tocaron. El respetable tambien asi lo noto y también hubo entrega desde el primer momento, así que fue la banda que desató los primeros mosh desquiciados de un público que estaba sediento de acción y violencia. Bien por los Hellish que cumplieron al 100% y con total entrega pese al poco público que aún había en cancha.

 

Acá nos detendremos un momento ya que fue el momento en el que hubo un buen receso, momento en el que aproveche de seguir recorriendo los stand que habían, topandome con puestos de artesanía medieval, joyería y trabajos en cuero. Tambien me tope con tiendas al mas puro estilo de la época medieval y grupos que vestían como tal, a los que vi más tarde en una entretenida contienda de la época. Al costado también había lanzamiento con arco y flecha en el que podías aprender y participar si querias. Buen receso para no aburrirse en la espera de las siguientes bandas.

 

Mandragora

 

Mandragora

Con un poco más de 1 hora de atraso y  ̶q̶u̶e̶ ̶d̶e̶s̶p̶u̶é̶s̶ ̶s̶u̶p̶i̶m̶o̶s̶ ̶q̶u̶e̶ ̶f̶u̶e̶ ̶p̶o̶r̶ ̶e̶l̶ ̶a̶t̶r̶a̶s̶o̶ ̶d̶e̶l̶ ̶b̶a̶t̶e̶r̶i̶s̶t̶a̶ ̶q̶u̶e̶ ̶c̶a̶s̶i̶ ̶n̶o̶ ̶l̶l̶e̶g̶o̶ ̶-̶ ̶p̶o̶r̶ ̶l̶o̶ ̶q̶u̶e̶ ̶c̶o̶m̶e̶n̶t̶ó̶ ̶s̶u̶ ̶v̶o̶c̶a̶l̶i̶s̶t̶a̶-̶ partió el show de Mandragora. Banda proveniente del Perú que ejecuta un heavy metal clásico, fueron la única banda que contó con una vocalista mujer al frente, lo cual no deja de ser un mérito en una escena que aún sigue siendo dominada por hombres y que en el under se ve mucho menos. Así que con esta predominante, sentí miedo por la banda en algún momento a que fuesen víctimas del monstruo metalero de este festival. Por suerte esto no paso, la banda tocó sin ningún problema y pudo mostrar su propuesta sin molestias ni interrupciones.  Sólidos y entretenidos de ver, su baterista tenía un show aparte en su lugar, sus caras eran muy chistosas y le ponía “color” como decimos aca en chile (le ponía huevos para tocar). Su nueva vocalista tiene un muy buen rango vocal y su desempeño en el escenario es buenisimo, buen manejo de espacio y con harta personalidad. Lo único que le puedo criticar es el poco dominio del inglés en cuanto a la pronunciación. Lamentablemente el heavy metal permite entender las letras si es que manejas inglés y con la pronunciación incorrecta esto se hace casi imposible. Un aspecto a mejorar si es que pretenden expandirse a territorios internacionales donde el manejo de este idioma es indispensable. De todas formas un show redondo y aun tengo pegado el coro de su tema “Sirens“, lleno de entrega hacia al el respetable. Bien Mandragora, ¡bien Perú carajo!

Pd: Aclaramos por petición de la misma vocalista Maria Orithya, que el retraso fue netamente a pedido de producción. Ellos llegaron a la hora y muy puntuales armaron sus instrumentos y estaba todo dispuesto para que pudiesen tocar a la hora acordada en el cartel (15 pm), pero por petición de producción se retrasó el show una hora más tarde.

Massive Power

 

Massive Power

Massive Power son todo un estandarte del thrash y de la escena local. Formados en el ya lejano año 94′, los oriundos de Maipú no vieron nacer su primer y único álbum hasta el año 2013, “Massive Power” es toda una declaración de principios: thrash metal directo a la cabeza.

Esto mismo es lo que pude comprobar in situ el día sábado, nunca había estado en un show en vivo de los nacionales y después de esta presentación, se han ganado un fanático más a sus filas, además que entre la gente ya contaban con varios fanáticos y amigos que los deben haber visto en innumerables ocasiones, esto se noto dada a la interacción constante entre banda y público, que le agrega además su cuota de humor y se hace más ameno. Total dominio escénico y se noto el oficio en esta presentación. Desde un comienzo nos dejan en claro que lo de ellos no es la perfección ni mucho menos “tocar bonito” como lo dijo su guitarrista Rodrigo Echeverría, thrash metal en su total esplendor. Fue tanta la entrega que incluso se vio corte de cuerda en la guitarra de Rodrigo lo cual retrasó un poco el show hasta que hubo cambio de instrumento. Nelson Muñoz, vocalista de la agrupación tuvo una increíble performance, interpretando sin problemas el set que se notaba bien asimilado e incluso mostrando su buen humor interactuando con la gente y contando hasta chistes, tomando el pelo de varios de los asistentes conocidos de él y de los conocidos también.

En resumen un excelente show, 10 estrellitas en todo su esplendor y espero tener la oportunidad de verlos nuevamente.

 

Voltax

 

Voltax

Ahora era el turno de una de las gratas sorpresas que me lleve en esta jornada. Los mexicanos Voltax azotaron el recinto con su heavy/speed metal increíblemente bien ejecutado. La tónica del cartel en general, fue con bandas que rinden culto y tributo al old school y esto siempre es bien recibido por los fanáticos de esta corriente, pero seamos sinceros, no siempre las bandas logran el cometido y muchas veces uno se topa con copias de las copias de bandas insignes. Bueno, esto no paso con Voltax que independiente de cultivar un estilo ampliamente revisitado por muchas bandas, logran imponer su sello y esto se nota tanto en estudio como en directo. Un show sólido, bien ensayado y engrasado que impacto y gusto a todo el público presente que a esa hora (pasado ya las 18 de la tarde) estaba expectante y disfrutaba el espectaculo. Destacó la interpretación del vocalista: ¡tremendo vozarrón que se gasta Jerry! ahi entendi porque se ganaron el privilegio de representar a su querido México en el famoso Wacken Open Air, atributos no les faltan y aun tengo pegado el coro de “Broken World” y los altos que alcanza Jerry. Recomendados 100%.

 

Lucifer’s Hammer

 

Lucifer's Hammer

Llegaba el turno de volver al heavy metal más clásico y de la mano de los nacionales de Lucifer’s Hammer. Cultores de un heavy metal en la vena de Iron Maiden, azotaron al público que quedó bastante prendido después de la excelente presentación de Voltax. Poco y nada conocía de los compatriotas así que días antes me dedique a escuchar sus discos y tenía bastante curiosidad de verlos en vivo y en directo. Me sorprendió bastante ver que todos los integrantes dominaban de manera excelente sus instrumentos y darme cuenta que las labores vocales se repartían entre dos, uno de ellos su baterista. Igualmente se nota que las voces es el único punto en contra que tienen, ya que al estar tocando batería y el esfuerzo físico que esto demanda, afecta en la voz aunque no se quiera. De igual manera gratamente sorprendido y disfrute mucho su show, quedé con gusto a poco y se ganaron un fanático más que espera tener la oportunidad de poder verlos nuevamente en directo. Recomendados 100% y escuchen sus discos, ambos disponibles en spotify, si son fanáticos del heavy metal, esta banda les encantará.

 

Dead Lord

 

Dead Lord

Una de las cartas internacionales más fuerte con las que contaba el cartel del festival. Aun así, puedo apostar que no eran muy conocidos, yo mismo no había escuchado nada de ellos hasta hace unas semanas de este festival. Heavy/hard rock en la vena de Thin Lizzy es la apuesta de estos suecos, muy entretenidos en directo, tanto sus temas como su puesta en escena. Con toda la onda de los 70′ en cuanto a look, sobre todo su guitarrista y vocalista Hakim Krim, al que encontré harto parecido a Frank Zappa. Un set sin descanso y de las que recuerdo “Hammer to The Heart“, “Hank” y “Don’t Give  a Damn” que fue con la que partieron su show. El respetable los disfruto tanto como los otros show y como dije antes, escuche bastante entre la gente que no los conocía y que quedaron tan sorprendidos como yo con la banda. Ahora, no es un estilo que yo disfrute a diario pero son ad hoc para ponerlos de fondo mientras te tomas unos tragos con los amigos. Además, aportaron a la variedad del cartel que tenía para todos los gustos.

 

Communion

 

Communion

Después de la fiesta con Dead Lord, era necesaria la vuelta de lo crudo, al hueso y visceral y esto se logró de la mano de Communion. Esta banda ya es ampliamente conocida en el under y cuentan con su público y fieles seguidores, esto se notó al momento en el que se subieron al escenario, momento en el que hubo un cambio notorio de público: salen los fiesteros y entran los desordenados. Con antorcha en mano, un frío que ya empezaba a notarse mucho en el cuerpo y el público sediento de agresividad es lo que acompañó el ritual de Communion. Un show contundente y sin pausas es lo que entregó la banda al respetable. Yo ya los habia visto un par de veces y debo ser honesto: su apuesta no es lo mío y su estilo no es lo que acostumbro a oír pero se nota que el público si los disfruta y no por nada fueron invitados a la jornada. Bien por Communion, bien por sus fanáticos, bien por la diversidad a la que se apuesta.

 

Demolition Hammer

 

Demolition Hammer

Acá estuvo el primer cambio en el orden de bandas. Según el cartel debió ser el turno de Bölzer pero por atrasos por darle prioridad a las bandas internacionales (frío, saludo de estos y por la edad de ellos) es que se adelantó la presentación de los clásicos Demolition Hammer.

 

Siendo fanático de la vertiente del thrash metal, Demolition Hammer es prácticamente una banda obligatoria dentro del estilo. Contando con tan solo 3 discos, 2 de los cuales son álbumes clásicos del thrash y habiéndose separado por el lejano 95′, es una banda que al menos yo, nunca pense ver juntos de nuevo ni mucho menos verlos en vivo en chile, así que con esto ya daba por pagada mi estadía en este festival y daba lo mismo el frío, el hambre y el sueño que ya disponía a invadir mi cuerpo a estas alturas.

 

Una vez afinados los detalles de sonido, instrumentos probados y afinados, los comandados por Steve Reynolds se subieron al escenario y desataron una carnicería de principio a fin. No se puede esperar menos partiendo con el mazazo que es “Skull Fracturing Nightmare“, caos total al instante. Casi sin pausas, uno tras otro se vinieron los clásicos en un repertorio que varió entre sus dos LP insignes: “Epidemic of Violence” y “Tortured Existence“. Así es como se sucedieron uno tras otro, clasicos del “tonayan” más agresivo como “Neanderthal“, “Hydrophobia“, “Epidemic of Violence“, “Carnivorous Obsession“, “Crippling Velocity“, “Aborticide” y cerrando si mal no recuerdo con “44 Caliber Brain Surgery“.

Yo me imagino que la banda se debe haber ido bastante conforme con su presentación y el público latinoamericano ya que a la mínima orden o incitación a la violencia, el respetable tan obediente y sin casi pensarlo hacía caso de esto. Además que al terminar la presentación se les vio muy contentos e incluso, Derek Sykes se bajó del escenario casi corriendo para saludar a los que estaban adelante.

 

¡increible lo de Demolition Hammer!

 

Angel Witch

 

Angel Witch

Otro cambio en el orden del cartel fue el poner el plato fuerte antes de terminar la jornada y que bueno que lo hicieron (lo explicare al final). Los oriundos del Reino Unido eran una de las cartas fuertes de este festival y la sorpresa para la mayoría cuando se confirmó la presencia de ellos en chile. Una leyenda de tomo y lomo de la NWOBHM era lo que estábamos a punto de presenciar y así es como lo disfruto también el público y sus fanáticos que se agolparon de inmediato al darse cuenta que los siguientes en la línea eran ellos.

 

Era difícil hace unos años atrás pensar en poder ver una banda de este calibre y una leyenda como tal en tierra sudamericana así que hay un tremendo mérito en este festival y su organización al conseguir que Angel Witch pisara tierra chilena, más aún si hablamos de una banda que si bien, no tuvo el éxito que tuvieron Iron Maiden y Judas Priest, provenientes de la misma escena y gestores del heavy metal tal cual lo conocemos hoy en dia, no abarcan la misma cantidad de público y sigue permaneciendo en el under, he ahí el logro del Evil Confrontation festival.

 

Un setlist bastante bien armado y enfocado claramente en su casi perfecto debut homónimo, la contienda empezó con “Gorgon” y de ahí en adelante solo fue devoción absoluta para Angel Witch. Repasando este disco casi en su totalidad con 7 cortes de ese álbum: “Confused“, “Atlantis“, “Sorcerers“, “White Witch“, “Angel of Death” y “Angel Witch“. Lo mas nuevo de esta agrupación también estuvo presente en tres cortes extraídos de su correcto “As Above, So Below“: “Into the Dark“, “Dead Sea Scrolls” y “Guillotine” fueron recibidos de excelente forma como si formaran parte de su catálogo más clásico. También hubieron sorpresas como el tema “The Night is Calling” y la antiquísima “Baphomet“, tema de culto a estas alturas, parte del primer demo que data del año 78′ y del que tuve el privilegio escuchar en esta oportunidad.

 

Fue un show corto pero preciso, no escuche ni oí a nadie reclamar, todos felices y conformes con este show arduamente esperado y ojo, no tan solo por el público, también las otras bandas que formaban el cartel estaban atentas al escenario. Pude ver a los integrantes de Dead Lord al costado del escenario, tapados con frazadas y toallas viendo a las leyendas Angel Witch y disfrutando igual que nosotros.

 

Lamentablemente, por la hora, el horrible frío y el desorden del cartel, me perdí el cierre con Bölzer y Necroripper, Estos últimos cerrando a las 3am con un clima que no daba respiro. Esto sería la tónica en ambos días y realmente mis respetos y admiración a quienes pudieron aguantar estoicos hasta el final. Pido disculpas a ambas bandas y a la organización que nos dio acreditación pero de verdad había que tener cuero de chancho (piel apta para todo clima, así le decimos aca en chile) para aguantar hasta el final. De hecho,  podría afirmar que más de la mitad del público se fue a sus cabañas y carpas despues de Angel Witch ya que el frío era insoportable a esas horas. Tampoco ayudó mucho la nula información sobre el clima en esa zona, se había dicho que iba a haber buen clima y sol para estos días pero ya entrada la noche la cosa cambiaba drásticamente y no fui muy preparado que digamos para soportar esta batalla.